domingo, 11 de mayo de 2008

De profesión, fotógrafo de las miserias humanas (Kevin Carter).

Ha pasado un año y poco desde que di mi opinión sobre este tema. Posiblemente es el post mas duro que he escrito y hoy, al volver a leerlo, me reafirmo en todas y cada una de mis palabras. Eso si, como siempre digo, es solo mi opinión.
Como curiosidad, a raíz de este post conocí a Belén que, junto a el Vaina, son y siguen siendo mis primeros ciberamigos.

La semana pasada, me hizo llorar una historia que leí visitando “el blog de Belén”. Va sobre Kevin Carter, fotógrafo que gano un pulitzer con esta foto titulada “hambre en Sudan”.


Kevin Carter acabó suicidándose ¿por que? Por que le remordía la conciencia. Por que cada persona que le felicitaba por el premio, le preguntaba "y después...¿ayudaste a la niña?"
No, no podía vivir sabiendo que no había hecho nada por salvar la vida de esa pobre niña. Se dedico a hacerle fotografías durante 20 minutos buscando la imagen que le haría ganar tan prestigioso galardón y, luego, dio media vuelta y se marcho...
Evitare decir lo que pienso de el, pero si os diré que no me da ninguna lastima, igual que no la siento por todas esas personas que, teniéndolo todo, han decidido quitarse la vida por que no pueden con la presión.
No me dan pena... NO.
El debate, ahora esta en que, si un fotógrafo es un observador, ¿debe mantenerse al margen o intervenir?
Pues bueno, como todo en esta vida...
DEPENDE.
Depende de la situación.
Depende de las circunstancias.
Depende de si, realmente, serviría de algo.
DEPENDE.
En este caso... Yo opino que si. Si tenía que haber intervenido... SI.“Es que la niña estaba apunto de morir y de nada hubiera servido”NO JODAS CABRÓN. SI LA NIÑA TIENE QUE MORIR, QUE SEA EN TUS BRAZOS, QUE SEA SINTIENDO EL CALOR Y EL AMOR DE OTRO SER HUMANO, NO CON LA CARA ENTERRADA EN EL POLVO Y CON UN BUITRE COMIÉNDOLE LAS ENTRAÑAS. NO CABRÓN... NO. NO ME DAS PENA... NO. NO ME DA PENA EL QUE TUVIERAIS QUE PONEROS HASTA EL CULO DE DROGAS DE TODO TIPO PARA AGUANTAR LA PRESIÓN... NO... SI NO PODÉIS AGUANTAR LA PRESIÓN, DEDICAROS A LA PRENSA ROSA, MUCHO MAS LUCRATIVA E IGUAL DE NAUSEABUNDA.
TRISTE PROFESIÓN LA DEL QUE “TIENE” QUE PLASMAR EN UNA FOTO LAS MISERIAS HUMANAS.
Lo siento, siento lo que siento en mi interior cada vez que miro la foto. Siento todas las muertes de todos los seres humanos inocentes de este mundo. Lloro... Llore al mirar de nuevo la foto después de leer la historia y se me pone el corazón en un puño al escribir estas líneas.
¿Por que?
¿Por que el mundo es como es?
¿Por que para que vivamos bien un tercio del planeta tenemos que explotar, oprimir y aplastar al resto de los seres humanos?
Una amiga que quiere dedicar su vida a lo que yo soy incapaz, ayudar a los más necesitados, me escribió unas palabras:
“La opulencia del norte nada sobre la pobreza, la desesperación y la miseria del sur”
Yo la admiro y le deseo lo mejor en esta nueva etapa de su vida. Ha elegido un camino lleno de miserias e injusticias, pero si todos tiráramos la toalla, ¿Que seria de esa pobre gente? Yo no podría dedicarme a ayudar en el tercer mundo, es tal la miseria y tan poca la ayuda que me volvería loco y me mataría en dos semanas. No podría... No.
Por eso, como un miserable, limpio mi conciencia cada mes dando una pequeña ayuda a Intermón Oxfam.
Una mísera ayuda para poder dormir tranquilo.
O no...

Mierda de mundo.

33 comentarios:

  1. Sería injusto culpar del asqueroso Sistema a un simple fotógrafo. Por lo menos yo creo que el hecho de que esa fotografía ganara el Pulitzer hizo un gran favor a Sudán pues mostró al mundo entero la miseria por la que estaba(y está) atravesando. Tristemente es así, pero lo que NO aparece en los medios NO ocurre. Es así.
    Y no creo que el fotógrafo se suicidara por ese caso en cuestión sino porque fue testigo muchas veces de la miseria humana. Y es Occidente (no lo olvidemos) la culpable de esa miseria así que culpables somos todos. Por eso yo, como tú, limpio parte de mi culpa a través de Intermón Oxfam y la Fundación Vicente Ferrer. No es mucho, no es suficiente, pero creo que denunciarlo también es una manera de ayudar. Y es lo que pretendía Kevin Carter cuando captó aquella instantánea.
    El que esté libre de pecado, ya sabes...

    ResponderEliminar
  2. Jo, es cierto, recuerdo el post y recuerdo el leerte con avidez, porque eras el primer lector no conocido que tuve, o al menos de los primeros!

    Y seguimos verdad? aquí frente al cañón :)

    Besicos

    ResponderEliminar
  3. buenas
    no conocia esta entrada, llevo menos tiempo por aqui
    me ha impresionado, hace poco estuve hablando de este caso con un amigo.
    Lo cierto es que la miseria de ese hombre acabó con él. Hay errores en la vida con los que no se puede vivir, mas que nada porque no te los perdonas tu mismo.
    respecto a lo de ayudar, yo creo que si deberian, recuerdo un caso de un camara que se tiró al rio, jugandose la vida, para salvar a una persona cuando estaba grabando una noticia.
    en fin, espero no verme nunca en una de esas
    besos (y gracias)

    ResponderEliminar
  4. Poco puedo añadir a lo que ya dije en su día...
    Su Pulitzer se lo llevó al infierno, maldito cabrón.
    Al menos reconforta saber todo lo que sufrió, ese delirio que le condujo al suicidio...
    En fin.
    Así es la (puta) vida.
    Salud/OS!

    ResponderEliminar
  5. Si te digo la verdad, no hubiese podido hacer semejante foto.

    El mero hecho de hacerla ya es "no ayudar a la niña".

    Nos lucramos con el dolor ajeno. Qué aberración.

    Me alegra que sigas al pié del cañón, y veo que vuelves a amueblar tu casita a la antigua usanza.
    Mientras te sientas cómodo ¡¡¡

    Gracias por estar.

    Besossssssssss

    ResponderEliminar
  6. A veeeeeeeeeeeer... que cuando te da la rampa...
    El tema no es tan sencillo. No cabe ni un sí ni un no, como dices. Depende. Claro.
    No debe ser fácil ser periodista en un entorno así. Y creo que su dolor de cabeza le debió costar... seamos más comprensivos....
    Besitos!

    ResponderEliminar
  7. no sabía yo la historia del fotógrafo...
    ¡hola de nuevo!!!!!
    estoy desaparecida, pero es que no tengo mucho tiempo :) aún así, te sigo leyendo desde la penumbra :) digo desde la penumbra, porque no te dejo comentarios.

    besos babosos!!!!!!!!!!

    PD: no te pases por mi blog, sigo sin actualizarlo n_n

    ResponderEliminar
  8. Anónimo1:47 a. m.

    Alomejor esa foto ayudo a mas gente que las limosnas que das cada mes... fotos tan duras ayudan a concienciar a la gente y a movilizarla, no hay que ser tan negativo. ¿Si no hubiera fotografos de miserias humanas como ibas a conocer tu las miserias humanas? Asi es el ser humano, si no las ve no se las cree.

    Igual echar mierda sobre un muerto ayuda a limpiar la conciencia de muchas personas.

    ResponderEliminar
  9. Vaya tela con la papela!!!Estoy entre la reflexion de pilix forever y la tuya. Ya se que no me mojo, pero los dos teneis razón. El jodido ser humano es muy egoísta, pero no quita que después de la foto, pegara un tiro al buitre, se ocupara del niño y volviera hacer otra foto con el "después". Hubiera ganado más premios. Por cierto si necesitas un empujoncito, ya sabes donde está tu casa Maquinera.
    Maquinetazos compañero

    ResponderEliminar
  10. me quedo sin palabras...
    hacía mucho que no veía esa foto....

    Depende...odio esa palabra, siento que se utiliza como justificación y en estos caso para mi, no vale justificación ninguna.

    No podrías haber terminado mejor el post: qué miserables somos...mierda de mundo.

    ResponderEliminar
  11. por cierto...si saberlo, eh? pasate por mi blog y dime tu opinión al respecto. besos (cuando puedas, claro)

    ResponderEliminar
  12. En mi humilde opinión deberia haber hecho algo, puesto que esa foto el la buscaba para obtener reconocimiento, quizá no le podia salvar la vida, pero al menos debió preocuparse de que tuviera una muerte digna.No soy quien para juzgar los motivos que llevan a un ser humano al suicidio, es una de las opciones que té dá la vida y por consiguiente la respeto. Lo que si creo que el suicidio no vino abocado por esta foto, sino más bien por un desajuste emocional tal vez influido por las cosas que vió o le tocó vivir, o por que era una persona con tendencias suicidas debidas a una depresión o vete tu a saber porqué.
    La cuestión es que "DEBIÓ HACER ALGO POR ESA NIÑA EN CONCRETO" Y Haberse involucrado en las cosas que vió de primera mano, además de que siempre he sentido repulsión hacia los que muestran imagenes de los niños, sea en la faceta que sea.Por que cuando era una adolescente me impacto terriblemente la niña de Vietman gritando quemada por el Napalm, siempre se ha quedado retenida esa imagen en mi memoria, siempre que la recuerdo se estremece mi cuerpo y se me erizan los vellos de la piel.
    UN BESO....y NO TE VAYAS:P.
    Por que donde me van a poner las pilas sino? si yo no pululo por los blogs, salvo en contadas excepciones, asi que no me dejes sin tu presencia virtual y sin tus besos ;).

    ResponderEliminar
  13. Había visto esa foto pero no conocía el tema este del periodista nausebundo ese por lo menos podría haber hecho algo por ayudar a la niña, no se... (una cantimplora de agua un bocadillo...) carajo que es periodista pues no tenía que hechar la maldita y estupida foto para ver cómo la niña se moria de hambre y miseria tragando tierra. El mundo hoy por hoy es un caos. Lo que haces ayudando cada mes a Intermón esta muy bien my madre hace algo parecido en verano viene a pasar un par de meses un Saharaui (del Sahara) que se llama Mulay a nuestra casa ya que en el campamento donde esta no tienes demasiado alimento y así de paso cuando se vuelve se lleva algo de ropa y un poco de dinerillo para la família en recompesa de haber pasado con nosotros una parte del verano, esas cosas para mi son de una gran admiración.
    Saludos!

    ResponderEliminar
  14. Por mi trabajo me veo en muchas situaciones límite y en las que no puedo hacer nada porque alguien no ha movido pieza antes. Crea impotencia, pero también crea un velo de protección, porque si estuviera pensando en ello todo el día no podría vivir mi vida, estaría viviendo la de ellos, y yo creo que con 8 horas al día ya es suficiente.
    No sé si el señor Carter tenía o no que haber hecho algo, sólo creo en lo que pensó un segundo antes de disparar la foto

    ResponderEliminar
  15. tu a mi me quieres volver loca verdad?? aissssss :-(

    ResponderEliminar
  16. Pues la de criaturas que habrán sido almuerzo de buitres y otras bestias sin que nadie las fotografiara... madreeee, entonces no sé qué hubiéramos pensado, o bueno, qué pensamos, porque eso sigue sucediendo, en Sudán y en montones de sitioos más; es más, imágenes brutales por esa África de nuestros amores... jodeeeee, a montones; recuerdo una de unos cuantos matando a pedruscos a otro, no pude ver mucho porque las imágenes eran tan impactantes como esas de esos chinos despellejando vivos a animales que luego sirven para hacer abriguitos a esas humanas asquerosas que se los ponen y fardan con ellos.

    Insisto: el ser humano en sí mismo, es un puto y reputo mono loco de mierda que su único destino es, por favor lo pido, su desaparición caracteorológica, para que dé paso al siguiente escalón, hacia arriba, se entiende.

    Ese fotógrafo era como un turista en una ciudad occidental, sólo que en vez de hacer fotitos a los monumentos, le hacía fotos a lo que estaba pasando allí, aunque hubiera cogido a esa pobre criatura, es cierto, su muerte hubiera sido diferente, pero una vez muerta en sus brazos, ¿qué hace? ¿llama al samur? ¿llama al 112? ¿a que no puede hacer nada de eso?, ni a una funeraria, NADA, se hubiera tenido que pringar en cavar una fosita, y eso es curro. En definitiva, claro que NO es tan simple, es toda una serie de actos los que tienes que HACER para cambiar el destino de algo, y se puede hacer, pero HAY QUE HACERLO. Su fallo es querer ponerse una mellada con esa foto. La de fotos terribles que tienen que estar guardadas en ni se sabe la de cajones, y AHORA, en la de ni se sabe de tarjetas sd y minisd.

    La vida es dura, querido Hasta, y mucho más de lo que vemos y oímos y escuchamos.

    Hasta más ver

    Hectóplis

    ResponderEliminar
  17. un post muy duro, ciertamente. y me refiero a la temática.

    en cuanto a tu opinión, pues sencillamente no voy a juzgarte. hay muchas cosas en las que opino como tú y en otras quizás no.

    pero tú has dicho lo que pensabas. sin pelos en la lengua. y con dos cojones. o sea, en tu más puro estilo.

    quizás en la blogosfera hace falta un poquito más de ser auténticos como tú y un poquito menos de ser divinos, fantásticos, estupendos, amor universal y falsísimos que te cagas.

    besos y abrazos.

    ResponderEliminar
  18. al menos el mundo entero fue testigo de ello. Que seria de las desgracias en el mundo si nadie tuviera conocimiento, si nadie las viera plasmadas en una foto, en un reportaje, en un documental? nadie tendría constancia de ellas y moririran escondidos en el olvido y en la sombra. Asqueroso trabajo es buscar una foto impactante basada en la desgracia humana y animal pero lo que verdaderamente importa esque ello no queda en el anonimato, sale a la luz y la gente puede verlo, pueden hacer fundaciones, organizar ayudas, mandar misioneros, donar a intermon....
    Somos tan simples que si no vemos la realidad no somos capaces de actuar.
    No me extraña que se suicidara, quiza a veces es mejor no ver tanto ni ensuciar tu alma por un premio, a mi me hubiera bastado con que esa pobre niña hubiera muerto al menos en mis brazos y que todo el mundo hubiese sido testigo de ello, no quiero galardones, no quiero premios, sólo que se acabe con el hambre en el mundo. Nada más.
    un abrazo.

    ResponderEliminar
  19. Hola. Tal vez yo sea un ingenuo, pero pienso y creo firmemente que, ese fotógrafo hizo todo lo que estaba en sus manos por esa criatura. Porque, independientemente de los comentarios dañinos de gentes que no fuesen testigos de lo que sucedió despues de sacar la foto, nadie puede ser juez de algo que no ha vivido. Tal vez, no hubiese una niña sóla, sino, cientos de criaturas muriendose en cada esquina. Yo creo, que sólo un ser deshumanizado podría no hacer lo que estuviese en sus manos, para salvar una vida que de no hacerlo, delante de él se perdería. Yo no me creo que no hiciese nada. Tal vez yo sea un viejo iluso, pero aún sabiendo que el hombre es un lobo para el hombre, como dijera Hobbes, y que un montón de personas pueden convertirse en una jauría de lobos contra otros semejantes. Sigo pensando que ese fotógrafo hizo todo lo que estaba en sus manos, en esos momentos y en esas circunstancias para salvar a esa criatura, si ello estaba en su mano. Pensar en lo contrario, a priori, es dar crédito al home-lupus versus home. De todas formas esos periodistas o fotógrafos de guerras tienen que tener estomago. Yo no serviría. Un saludo.

    ResponderEliminar
  20. El tipo ese fue un hijo de la gran puta porque hay que serlo para dejar que un buitre se coma a una niña delante de ti. No filosoféis, se trataba de un ser humano necesitado de ayuda a la que el tipejo ese no se la dió. Dejaos de "había que mostrar mostrar al mundo y demás bobadas", grandes propositos, grandes mierdas. Hay que ayudar al que tienes a tu lado. Punto.

    ResponderEliminar
  21. Vengo del Blog De Susurros en silencio...haciendo Zaping pasé por el tuyo...

    Conoczco la historia de esa foto y del fotógrafo....Hay muchas leyendas urbanas sobre lo que pasó con la niña...si fué una casualidad etc...incluso que el suicidio de Kevin se debiera a eso...
    A mi me encanta la fotografía y si la situación es la que se refleja(que algo me dice que si) yo hubiera intervenido.....una cosa es fotografíar una cría de pájaro siendo atacada y otra muy distinta lo de la niña..
    Felicidades por tu blog...

    ResponderEliminar
  22. Me dejaste anonadad...no conocía la história de esta foto,ni del autor.
    Es espeluznante, de verdad que no la ayudó,no me lo consigo creer...es demasiado inhumano!

    ResponderEliminar
  23. Como estuve mala,me perdí un montón de posts, y ahora después de leer los anteriores, me doy cuenta de lo mal que lo has pasado.
    Me alegro de que por fin decidiras quedarte,te echaríamos mucho de menos, y perderíamos a un gran blog!

    Un besazo y animos.Sigue adelante!

    ResponderEliminar
  24. jajajajja me siento en el oeste con tanto vaqueritoooooo yujusssss!!!


    besossssssss
    Muám

    ResponderEliminar
  25. Una vez escribí un artículo sobre esta foto y sobre Kevin Carter. Al parecer no se suicidó por temas de conciencia, sino que era un yonki de cuidado y las drogas al final pudieron con él.

    ResponderEliminar
  26. Esto es bastante antiguo. Creo que se trataba de una niña sin solución, que estaba condenada a morir y no, no se la comió el buitre en su cara.

    Mi opinión? Mientras pudiera hacer algo por ella, debería haberlo hecho. Puede hacer la foto y rápidamente socorrerla... no se.

    Respecto al premio, no ganó el "Men of the Year" George Bush en plena guerra de Irak? Me espero cualquier cosa de los premios.

    ResponderEliminar
  27. Lo primero de todo es que me alegro mil de que no te vayas... en serio, creo que se necesita más gente como tu por aquí, ya te lo dije, a mi me has ayudado y seguro que a un montón de gente también.

    Sobre este tema... bueno... yo era bastante peque cuando pasó, tenía 13 o 14 años... recuerdo que lo vi en casa de mis "adorados" padres. Recuerdo preguntar "pero la cogió y se la llevó, no?"
    Mi madre me puso una cara rara y me dijo "Como va a ayudar a todas las personas que se encuentre? Seguro que a los 3 pasos había así otra niña!"

    Nooooo, nooooo... no pude aceptarlo... de eso nada... me puse a llorar... me indignaba que yo, con 13 años, me diera cuenta de que eso era una crueldad y en cambio ellos, con 30 o 40 lo vieran lógico.

    Mierda! Siempre he dicho que me hubiera llevado a la niña... pobre niña...

    Y no me valen cosas como "estaba tan mal que tenía que morir", porque por lo menos lo intentas. Joder! Que no somos robots! Aunque a veces, hay tan pocos sentimientos, que me pregunto si seré yo la unica persona humana en kilometros a la redonda...

    No sabía que se había suicidado... no, a mi tampoco me da pena... seguro que no sufrió tanto como esa niña, con la cara en la tierra porque no tiene fuerzas ni para levantarla... si, si, esa que le hizo ganar un premio por el que seguro que se sintió tan orgulloso...

    Un beso.

    ResponderEliminar
  28. sevillana2:10 p. m.

    Hacía tiempo que yo vi esa foto, pero la verdad es que ya no la recordaba y ahora al leer tu entrada he sentido un no se que......... sin palabras, pero yo creo que por mucho premio que esta persona ganó la tenia que haber ayudado, no se si con ello la hubiera podido salvar pero al menos habria tenido una segunda oportunidad en la vida.

    Es esta echando un ojito por tu blog y tienes algunas cosas muy interesantes, prometo volver mas veces para leerlo.
    Saludos

    ResponderEliminar
  29. Saludos al cojonudo. Hace ya tiempo... pero es que la censura materna y otras lides de las que prefiero no hablar me han hecho estragos... quizá me de un paseo por estos lares más a menudo.

    En defensa del fotógrafo: Cierto que no ayudó a la niña, pero no tenía sentido hacerlo. No era la única que había allí, en realidad eran cientos de niños y adultos arrastrandose. Eligió a ella como podía haber elegido a otro... y por más que quisiese no podría ayudar a tanta gente.

    Acojonante.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  30. No se si lo habrán dicho antes, pero esa foto está recortada. Le falta la parte en la que sale el pueblo, ya que el lugar en donde estaba la niña era donde la gente iba a hacer sus necesidades. La niña no estaba agonizando, sino defecando.

    Puedes mirar aquí:
    http://helektron.com/2007/12/28/la-verdadera-historia-del-premio-pulitzer-que-gano-kevin-carter/

    ResponderEliminar
  31. Gracias por vuestra aportación, estoy preparando un post sobre ello.

    De nuevo, gracias y bienvenidos.

    ResponderEliminar
  32. Como dice tdi, esta historia tiene dos versiones, una buena y otra mala. La opinión pública se propasó demasiado juzgando al fotógrafo sin saber ni siquiera lo que ocurre allí. Es vergonzoso.

    Saludos

    ResponderEliminar

Aunque no pueda contestar a todos los comentarios, que sepáis que me los leo absolutamente todos, los tengo muy en cuenta y os los agradezco, de corazón.

Besos y abrazos a casi tod@s ;)